Historia de la Calefacción

Historia de la calefacción

En la historia de la calefacción su relación con el ser humano es muy estrecha y de ella ha dependido en gran medida en la evolución del hombre en la historia.

El Inicio de la calefacción

Fuego

El primero fue el uso del Fuego hace 790.000 años. El descubrimiento del fuego es uno de los más importantes en la historia de la calefacción y en el de la humanidad. Con el fuegoel hombre ha podido protegerse contra animales feroces, cocinar y hacer herramientas y armas. El fuego es símbolo de luz y calor. El tener armas con las que defenderse e iluminación durante las noches permitió a los humanos sentir menos miedo a lo desconocido, al tiempo que el calor brindado por este elemento nos permitió viajar a sitios fríos.

Hipocausto

La innovación más importante consistió en evitar los humos y dejando entrar aire frío para la combustión. Y esto se consiguió con el sistema de calefacción llamado hipocausto, creado en grecia el 300 a.c. El fuego estaba en una sala y el humo caliente se llevaba mediante conductos por el suelo o paredes hasta el exterior. Estos conductos servían también para calentar la sala, puesto que el humo que contenían era caliente. A veces dichos tubos se encargaban de calentar el agua dando pie a los primeros balnearios de la historia.

Ondol

Otro sistema muy antiguo es el ondol coreano, un símbolo nacional de más de 2500 años de antigüedad. Similar el hipocausto, el ondol funciona por medio de una caldera situada en el exterior de la casa que hacía pasar el calor por debajo mediante convección. Hoy en día sigue existiendo.

Gloria

En la Edad Media apareció en la región de Castilla la gloria: se quemaba paja en la boca del hogar y el calor circulaba por un doble piso entre el suelo y la vivienda. Su función de climatización tuvo tal éxito que se usó hasta bien entrado el siglo XX.

En la época romana también se crearon las primeras chimeneas en el hogar con su campana y su tiro para evacuar humos.

La estufa de leña

Más adelante la estufa de leña fue uno de los primeros avances en los sistemas de calefacción cerrados para las viviendas. Su combustión depende de un sistema de regulación de la entrada de aire, por lo que se puede escoger el tipo de combustión del fuego (lenta o rápida). Además, el fuego se encuentra en el interior de la estufa, por lo que se evita el peligro de sufrir quemaduras. Su diseño permite también que el humo que desprende el fuego pueda calentar parte de la estancia a través del tubo extractor. El gran inconveniente de la estufa de leña es que se tiene que reponer leña a menudo.

Las calderas y la llegada de los primeros Radiadores

Más tarde, con la llegada de la Revolución Industrial en la segunda mitad del siglo XVIII, llegó la máquina de vapor de James Watt. Y, con ella, aparecieron las primeras calderas. La principal ventaja de este tipo de calefacción era que la sala de calderas estaba en un local aparte con un espacio muy ventilado y daba opción de transportar este calor a viviendas, edificios incluso barrios, apareciendo así la calefacción urbana.

Calderas de vapor

Tal vez el máximo exponente de la utilización de las calderas de vapor en las viviendas lo encontramos aún hoy en la ciudad de Nueva York. La conocida imagen que aparece en las películas, con el humo blanco saliendo de sus alcantarillas, tiene que ver con el vapor usado para calentar sus edificios más antiguos.

Calderas de carbón

En otros edificios de primera mitad del siglo XX  se instalaron calderas de carbón que, en algunos casos, aún se conservan. Las tuberías llevaban el agua caliente hasta las viviendas y se repartía por los radiadores de hierro fundido, con la característica de que a mayor distancia de la caldera, menor calor tenía el agua. Esto llevaba a calentar el agua a mayor temperatura y provocaba que los vecinos de los primeros pisos soportasen demasiado calor para que los de las viviendas superiores pudieran tener la casa caldeada, algo, que a día de hoy sigue ocurriendo con la mayor parte de las calderas comunitarias de circuito de agua.

Radiadores de hierro

En la primera mitad del siglo XX  se instalaron calderas de carbón que, en algunos casos, aún se conservan. Las tuberías llevaban el agua caliente hasta las viviendas y se repartía por los radiadores de hierro fundido, con la característica de que a mayor distancia de la caldera, menor calor tenía el agua. Esto llevaba a calentar el agua a mayor temperatura y provocaba que los vecinos de los primeros pisos soportasen demasiado calor para que los de las viviendas superiores pudieran tener la casa caldeada, algo, que a día de hoy sigue ocurriendo con la mayor parte de las calderas comunitarias de circuito de agua.

Radiadores eléctricos

Tradicionalmente, el combustible más empleado en los sistemas de calefacción ha sido el gasóleo, el fuel oil y el gas natural. La electricidad se ha añadió posteriormente como el elemento generador de calor. Por ello hasta los años 70 no aparecen los primeros radiadores eléctricos que en la actualidad junto a la calefacción de gas son de los sistemas de calefacción más usados en todas las casas.

Presente y futuro de la calefacción.

En la actualidad existen diferentes tipos de sistemas de calefacción: bombas de calor, estufas de pellets, calefacción de gas, calefacción eléctrica, suelo radiante… Cada cual con sus ventajas e inconvenientes y dependiendo de las características de vuestro hogar unas u otros se adaptarán mejor a vuestras necesidades.

Y en lo que se refiere al futuro se seguirán desarrollando sistemas que mejoren la eficiencia enérgetica y que usen energías limpias que permitan contaminar lo menos posible. Añadiendo a todos estos sistemas el desarrollo de nuevas tecnologías que permitan su control desde cualquier lugar, la denominada calefacción inteligente que en la actualidad ya existe pero que será seguramente mejorada en un futuro cercano. Tema en el que profundizaremos en el siguiente post de nuestro blog.

“La importancia de conocer el pasado para comprender el presente e imaginar el futuro”  Luis Sepúlveda
radidores electricos nobo
Javier Vázquez Lorenzo
Sales & Marketing Spain
, , , ,

1 Comentario. Dejar nuevo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
Necesita estar de acuerdo con los términos para continuar

Menú
X